BIENVENIDO AL BLOG DEL MAR MENOR, INFORMANDO SOBRE EL MAR MENOR DESDE MARZO DE 2010

EL TIEMPO

jueves, 21 de febrero de 2013

CONTAMINACIÓN EN LA RAMBLA DEL ALBUJÓN



Científicos del Instituto Español de Oceanografía (IEO) han llevado a cabo un seguimiento de la entrada de contaminantes orgánicos al Mar Menor a través de su rambla principal, la del Albujón, y han detectado 70 contaminantes de distinta naturaleza en el análisis de las aguas. Además, los investigadores han logrado demostrar que las concentraciones de algunos contaminantes varían incluso en el mismo día, poniendo de manifiesto la «ineficacia» de los muestreos puntuales para monitorizar sistemas litorales como éste. 

 Desembocadura de la Rambla del Albujón en el Mar Menor

El equipo de contaminación marina del Centro Oceanográfico de Murcia del IEO ha caracterizado la entrada de contaminantes orgánicos, fundamentalmente plaguicidas, a través del Albujón.
Los contaminantes detectados incluyen pesticidas organofosforados y organoclorados, triazinas, bifenilos policlorados o hidrocarburos aromáticos policíclicos, entre otros. El estudio determina que los insecticidas predominan durante el verano y los herbicidas en invierno. 

También se ha constatado la importancia que tiene la carga contaminante que las riadas hacen llegar a la costa mediterránea, siendo superior en muchos casos al total anual que accede a través de las escorrentías superficiales. 

En el estudio, publicado recientemente en la revista Chemosphere, se ha constatado además «la gran variabilidad diaria y estacional de la concentración de contaminantes en este tipo de sistemas litorales, con variaciones de concentración y flujo para un determinado contaminante que pueden superar un orden de magnitud en un mismo día». 

Esta gran variabilidad indica que un muestreo puntual en este tipo de sistemas «no es representativo, requiriéndose muestreos exhaustivos o la utilización de algún sistema de integración de la contaminación para conseguirlo». 

Los análisis se han realizado aplicando la extracción con barras magnéticas polimerizadas y cromatografía líquida acoplada a la espectrometría de masas, que es un método específico y sensible que permite detectar compuestos a muy bajas concentraciones. 

El estudio se ha realizado gracias a la financiación del Ministerio de Ciencia e Innovación a través del proyecto Decomar, que contempla también la caracterización de la distribución de los contaminantes orgánicos en la laguna y la evaluación de sus potenciales efectos.

Fuente: La Verdad digital 15 de febrero de 2013.

3 comentarios:

ALEJANDRA dijo...

Mi madre tiene una casa en Punta Brava. Antes era literalmente el paraíso. Yo me he criado comiendo berberechos sentada en la orilla... Hoy no puedes ni meter los pies en el lodazal en que se ha convertido la antigua playa. ¿Dónde están los ecologistas-verdes?. ¡Es una VERGÜENZA!. Un saludo, vecino.

alp dijo...

Que te voy a contar que no sepas, Don José, nuestro Mar Menor ha cambiado mucho de cuando salíamos con el cuerpo lleno de sal, gambillas en los postes de los embarcaderos, berberechos..en fín...por otro lado hemos ganado políticos diciendo que todo va muy bien....

Anónimo dijo...

Y no podemos hacer nada para recuperarlo?